10.6.05

te decía yo

Image Hosted by ImageShack.us Por qué lloramos , te decía yo, por qué vamos del cuerpo, de las pieles encendidas como faroles, a plena luz, en esa cama, la música sonando (sí, debe ser esa música y el café que se enfriaba mientras íbamos apagando las luces) a la humedad en los ojos, y la mirada atravesando las paredes, al otro lado de la calle, mirándose uno mismo, bajo la lluvia, el agua corre por la cara, revelando una imagen desconocida, y pestañeas, tubos de escape, vidrios empañados, y te quedas viendo, quieto, en ese instante que es la foto que observaremos más tarde, mientras tu mano, o la mía, porque ya eran como una sola cosa... y por qué lloramos te repito, si la alegría nos sale como a chorros, volcánicas risas, pero lloramos, es que es esa canción, esa musiquita tarareada lentamente, bien adentro, y el café ya frío se quedará hasta mañana en la mesita, y cuando tomes la taza para llevarla a la cocina, me preguntarás, por qué lloramos un agua tan fría, entonces digo, hay que comprar otro café.

21 Comments:

Blogger El señor K. said...

Por qué saltamos desde el presente a un futuro que nada anuncia, por qué la sombra de la noche nos atemoriza, por qué los recuerdos nos sepultan como una valancha de lodo...
Siempre un gusto visitarla y encontrar sus postigos abiertos.

11/6/05 14:28  
Blogger Kika said...

Y por qué lloramos bajo la lluvia, te digo yo. No tiene sentido. Es un pleonasmo de gotas.
Besos

11/6/05 17:33  
Blogger Magda de los devastados said...

Lágrimas que se camuflan en la lluvia fría. El café deberá ser más dulce. Un abrazo cálido C.

11/6/05 19:57  
Blogger Nelson said...

pareciera que cuando lloramos las canciones nos cuentan nuestra historia
interesantes palabras

11/6/05 22:14  
Blogger Alan's psychedelic breakfast said...

Rie, pero falta azucar.

11/6/05 22:18  
Blogger Nico Rivas said...

Nada me falta cuando te leo, y el nombre de tu blog toma tanto sentido, y tus palabras evocan tantos recuerdos, que parece que me observaras. Me aterras.

11/6/05 22:59  
Blogger Roberto said...

La lluvia también se llevará las lágrimas.

12/6/05 01:25  
Blogger Carolina Moro said...

Si sólo el café fuera la respuesta, sería todo menos complicado y menos amargo, con azúcar o sin azúcar. El llanto sale sin querer, es un impulso que apenas se asoma, no desaparece tan rápido como desearíamos.

12/6/05 17:42  
Blogger Nadia said...

Lloramos de alegría también, y ese llanto deja un sabor muy especial...

13/6/05 14:27  
Blogger Cpunto said...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

13/6/05 22:10  
Anonymous Capa said...

click!

13/6/05 22:59  
Blogger La Libélula said...

Hola! feliz día del Blogger!!!
Un abrazo

Yvette

14/6/05 17:24  
Blogger IVAN said...

La lluvia escribe palabras tristes en los blogs desprevenidos. Saludos

14/6/05 19:48  
Blogger El señor K. said...

La lluvia no para ni con café ni con el sonido de la cámara cerrando el obturador. No para ni con terremotos ni con gente muerta.
Si alguna vez necesita un paraguas, sólo tiene que pedirlo. El mio es negro, bien fúnebre e ideal para fiestas de la vendimia, aunque se adecúa también a otras ocasiones igualmente festivas.

14/6/05 23:16  
Blogger Elisa de Cremona said...

lágrimas entre la lluvia.. como Borges en Blade Runner...
Ayy querida C.. me ha gustado mucho leer esto.. el café, la lluvia.. etc.. me da una especie de rara nostalgia.. qué será?
un beso querida

15/6/05 05:22  
Blogger Lino Solís de Ovando G. said...

Lloramos porque recordamos, que es una manera anticipada de morir.

15/6/05 20:34  
Blogger javisanfeliu said...

Y el café siguiente, cuando lo compraron, ¿qué sabor tuvo?

16/6/05 14:04  
Blogger El señor K. said...

Ni siquiera pido ya permiso para asomar la cabeza por su ventana, por entrar completo trepando como un ladrón.
¿Por qué tanto silencio?
No nos prive de su voz, de sus imágenes. Hágase otra vez presente de cuerpo entero, mostrando coquetamente el hombro. Vuelva.

16/6/05 23:18  
Blogger el Heroísmo de la Visión said...

Supongo que lloramos porque esta foto fue ya el instante preciso y ahora nos quedamos sólo con el espectro que nos visita en cada bocacalle para recordarnos que “esto ha sido” y nunca volverá a repetirse (como diría Barthes y como seguramente diría Capa al ir al re-encuentro de la muerte y de esa otra con quien en la muerte se reencontraba)

17/6/05 19:42  
Blogger Cpunto said...

los comentarios acá,son increíbles

gracias
palabras que encantan

18/6/05 18:49  
Blogger frank said...

de haber un umbral entre
amor
y desesperación del mañana

de existir ese portal en un punto del espacio-tiempo einsteiano

c., se equilibra en él
y cuando todo el público del circo
teme que caerá

ella da una vuelta triple
sonríe
saca una bolas de colores
y las lanza al aire
jugando con ellas

el público ríe, nervioso

y aplaude

(aplaudo!)

21/6/05 18:16  

Publicar un comentario

<< Home